18 de julio 2019: EMPIEZA EXPLOTACIÓN MINERA EN PROYECTO MIRADOR

Sharing is caring!

El 18 de julio de 2019, deberá ser considerado “Día de Luto para la Patria”, porque el gobierno de turno de Ecuador presidido por Lenin Moreno insistió en “lavar el cerebro” a la población con el cuento, esta vez, del “boom minero”.

En los medios de comunicación se replica la publicidad falsa de las transnacionales mineras; representantes del estado, grupos de poder, incluidos gremios, cámaras de profesionales mineros y las empresas extractivistas, repitiendo el discurso mentiroso, que los ecuatorianos/as vivimos sobre las vetas de oro, plata, cobre y piedras preciosas más ricas y más grandes del mundo. EL DORADO.

La historia de Chile, Perú y Canada, las evidencias de la destrucción provocada por el extractivismo en el mundo, no importan.

Todos tras los minerales, aunque las grandes empresas se lleven todo y nos dejen migajas o no nos dejen nada. La defensa de la naturaleza, les importa un pepino, tampoco los grupos ambientalistas, ecologistas, indigenistas, peor los defensores de la Pacha Mama, los defensores del Agua, nada.

Aquí tenemos metales preciosos y todos los minerales habidos y por haber, y eso es todo, el país está endeudado y los ofrecimientos de campaña no han sido cumplidos.

¡Viva el extractivismo!

El vicepresidente de la República Otto Sonnenholzner y el ministro de Energía y Recursos Naturales No Renovables, Carlos Pérez García, presentaron el documento de la Política Pública Minera actualizada, estructurado en seis ejes y que es el resultado del trabajo conjunto con instituciones del Estado dijeron; estructurado desde abril del 2018, para impulsar una “minería responsable”, legal y controlada en el país, que garantizaría la planificación 2019-2030.

El vocero de ECSA, Augusto Flores, muy contento, confirmó que desde este jueves 18 de julio de 2019, empieza la “Fase de Explotación del Proyecto Mirador”, 400 toneladas de material saldrán diariamente desde Tundayme hacia puertos de la costa ecuatoriana en containers, y que la idea es llegar a las 1.200 toneladas diarias; como gran cosa, nos ofreció 90 millones anuales para construir carreteras, puentes, escuelas y colegios del milenio. La publicidad de la empresa habla de: responsabilidad ambiental, sustentable, diversidad, compromiso social, que generará fuentes de trabajo, pago de impuestos. MIRADOR: “Soy tecnología, una mina de clase mundial”. “La nueva era del cobre” (se dicen).

Niegan que son: MUERTE Y DESTRUCCIÓN DE LA NATURALEZA.

El morenismo orgullosamente da ha conocer a la población de cinco grandes proyectos de los cuales pretende recursos económicos que supuestamente beneficiarían al país, estos son: Mirador, Fruta del Norte, Loma Grande, Río Blanco y Llurimagua.

Los voceros del gobierno, hablan de recursos anuales sobre los 2.500 millones de dólares, por año; en 10 años, sumarían 25 mil millones de dólares, no precisan: ¿Cuánto se llevarán las empresas transnacionales, cuánto quedará para el gobierno, para el país. Cuánto le tocará al pueblo?

El gobierno, los grupos de poder, las empresas extranjeras, las cámaras de la minería, se han dedicado a una gran campaña de “desinformación”, ahora resulta que la pequeña minería, los pequeños mineros, han sido los más pillos del país; la minería ilegal, la pequeña minería, el cuco.

Y la gran minería, las transnacionales los más santos, lo mejor sobre la tierra; la gran minería, la salvación.

¡Al Carajo!, ¿entonces? Las consultas populares, la información sobre el calentamiento global, sobre el descongelamiento de los glaciares, la lucha de pueblos y nacionalidades, la defensa de la naturaleza, el cuidado de la biodiversidad, las propuestas del turismo como fuente de divisas, nada. Necios, imperterritos toda esa masa de ambiciosos descontrolados, corren tras el “dorado”, el tesoro de Atahualpa y Rumiñahui, aunque nos dejen migajas, aunque no nos dejen nada.

Niegan: HAMBRE Y POBREZA.

Mientras tanto, dirigentes y autoridades del sector indígena, de grupos de “izquierda”, no precisan decisiones, dejan que las cosas pasen para luego llamarse anti mineros, no llevan el tema al debate en sus núcleos de activismo político. No dicen nada. ¿Somos o no somos, extractivistas? Es la pregunta. Mientras tanto: EMPEZÓ LA DESTRUCCIÓN DE ECUADOR.

Por: ERNESTO VILLACÍS MEJÍA.

Deja un comentario